Pruebe el suelo de tierra como el sabor de los trozos de arcilla roja.