La tiza Belgorod tiene el sabor de la tiza blanca pura y limpia, es crujiente y tiene un acabado cremoso sin arena. 
Arcilla comestible - Chalkineurope